¡Síguenos en las redes sociales!

☎ +34 965 508 282 | 📱 +34 675 923 676

Cómo acertar con el tamaño de las losetas para un gimnasio

El suelo para un gimnasio es un tipo de suelo técnico deportivo que juega un papel fundamental, tanto si es un gimnasio público como si lo tenemos instalado en nuestra casa.

El suelo técnico es un revestimiento colocado sobre la superficie del suelo de un gimnasio y que tiene diversos fines:

  • Protección. Un adecuado suelo técnico amortigua la caída del equipamiento, evitando tanto el desgaste de éste como el deterioro del revestimiento del suelo. A su vez, atenúa la tensión que las articulaciones soportan al ser sometidas a una presión continua sobre el suelo, evitando también arañazos y roces.
  • Antideslizante. A la hora de practicar cualquier deporte, es bastante peligroso un piso que sea resbaladizo, por este motivo cualquier suelo deportivo deberá solucionar este problema.
  • Aislamiento acústico y térmico. El suelo deberá ser capaz de absorber parte del ruido y las reverberaciones que tengan lugar durante el entrenamiento. Al mismo tiempo, favorecerá el aislamiento térmico del gimnasio.
  • Distribución de cargas. Una correcta pavimentación ayuda a distribuir las cargas por toda la superficie disponible.

Estas cuatro funcionalidades estarán más o menos presentes en función del tipo de suelo de gimnasio escogido (material y grosor). Un correcto suelo para gimnasio es una pieza esencial en la configuración de cualquier espacio de entrenamiento.

Tipos de suelo de gimnasio

Deberemos buscar un suelo de gimnasio que cumpla con todos o al menos varios de las características que acabamos de mencionar.

Existen cuatro grandes tipos de suelos para gimnasios:

  • Suelos de caucho con partículas de EPDM (caucho granulado).
  • Suelos de caucho SBR (goma lisa).
  • Suelos de caucho EVA (goma EVA, gomaespuma, tipo tatami).
  • Césped artificial.

Lo ideal, por calidad y prestaciones, es cubrir toda la superficie disponible con caucho granulado, el cual reúne todas las funcionalidades deseables en un suelo de gimnasio. Para ello necesitaremos que la superficie sea lo más compacta y uniforme posible. Tendremos dos posibles opciones, la primera y más económica consiste en cubrir los metros cuadrados estrictamente necesarios con varias de las losetas de caucho utilizando pegamento específico para que no se desplace ante ciertos movimientos. La segunda y mejor, consiste en emplear losetas encastrables que garanticen una total estabilidad del suelo sin necesidad de emplear productos adhesivos.

Espesor del suelo de caucho

El espesor tiene un papel fundamental a la hora de soportar el impacto por la caída de objetos, aportando una menor o mayor superficie de penetración y como consecuencia, reduciendo en menor o mayor medida la fuerza del impacto.

Dependiendo del uso que queramos dar y de la calidad del subsuelo, necesitaremos un espesor u otro:

  • Espesor de 3-8 mm. Útil para trabajar con autocargas y con peso libre en los casos en que el subsuelo sea especialmente resistente.
  • Espesor de 8-20 mm. Este grosor permite trabajar con cualquier tipo de peso libre sin preocuparnos por el subsuelo, salvo que este último sea débil (como por ejemplo el mármol o parqué).
  • Espesor de más de 20 mm. Destinado al trabajo de alto impacto o para cubrir necesidades especiales de protección de la estructura y reducción de vibración o sonoridad.

Formato y tamaño del suelo de caucho

El suelo de caucho se puede encontrar en el mercado en dos formatos: rollos y losetas.

Rollos de caucho

Los rollos de caucho ofrecen una amplia diversidad de espesores (desde los 3 hasta los 20 mm) y suelen tener un menor coste por metro cuadrado. Además, permiten obtener una superficie muy homogénea, sin relieves que puedan provocar tropiezos, lo que facilita su limpieza.

Es el formato ideal para llevar a cabo actividades que impliquen un desplazamiento por toda la superficie disponible y su instalación no reviste complicación.

Losetas de caucho

Las losetas son la mejor opción en lo que a nivel de protección, aislamiento acústico y distribución de cargas se refiere.

Su grosor se sitúa entre los 15 y 40 mm y sus dimensiones entre los 50 x 50 cm y los 100 x 100 cm, lo que nos permite obtener una superficie compacta y adecuada para el trabajo con alto volumen de carga. Incluso la existencia de losetas de alta densidad, caracterizadas por una menor porosidad, asegurarán la plena absorción de cualquier tipo de impacto.

A la hora de instalarlo cuenta con la ventaja adicional de no requerir el uso de adhesivos, incluso hay modelos que incorporan bordes encastrables de tipo puzzle o sistemas de enganche.

En FL Caucho ofrecemos una amplia experiencia en instalación de losetas de caucho para gimnasios, uno de los materiales más completos para la protección de toda clase de superficies. Además, las losetas de caucho que instalamos están compuestas de caucho reciclado que proviene de neumáticos usados, lo cual lo convierte en un producto sostenible y respetuoso con el medio ambiente.

Deja un comentario

Abrir chat
1
Hola, escribe aquí tu consulta